Doce estaciones del alma

Dafne Schilling

Fragmento

Corporativa

SÍGUENOS EN
Megustaleer

Facebook @Ebooks        

Twitter @megustaleerarg  

Instagram @megustaleerarg  

Penguin Random House

CERRÁ LOS OJOS

RESPIRÁ HONDO

SOSTENÉ

SENTÍ

EXHALÁ

SONREÍ

Para vos que estás ahí.
Que estas estaciones te empapen de lo que necesites, hagan revolear lo que no sirva y te propongan conservar tu tesoro más preciado: tu esencia.

Para Nico que con su sabiduría y amor incondicional hace brillar mi mundo.

N A M A S T É

“Mi alma honra a tu alma. Yo honro el espacio en ti donde reside todo el universo. Yo honro la luz, el amor, la verdad, la belleza y la paz que hay en vos porque también está en mí. Como compartimos estas cosas, estamos conectados, unidos, somos lo mismo, somos uno”.

Prólogo

Todas necesitamos una compañera de aventuras. Esa amiga que te sacude un sábado a la noche y te dice: “Dale, vestite que salimos”. O la que sabe del último plan detox y te convence de hacerlo juntas o la que te impulsa en tus sueños (incluso cuando para vos parecen imposibles). Siempre hay alguien en tu vida que te mueve y te despierta. Te empodera. Esa es Dafne Schilling, no solo para mí, sino para sus miles de seguidoras, cientos de alumnas, y hoy también para sus lectoras.

Este libro logra ponerse a tu lado en el camino y te sumerge en esas charlas que se dan en los viajes largos, donde pasás de hablar de cosas triviales a compartir las confesiones más profundas. Pero sobre todo tiene un espíritu alentador. Cada capítulo te llena de una sensación de “yo puedo y no estoy sola”.

Dafne cuenta con la increíble habilidad de ser real en cada relato, con un nivel de intimidad y cercanía que a veces —como amiga— le aconsejo resguardar. Pero es precisamente esa generosidad la que logra el verdadero impacto: cuando una se atreve a ser así de sincera, solo le esperan más liviandad y sanación. No únicamente para ella misma, sino para quienes la rodean (y en este caso, la leen). De esta manera todas podemos seguir más ligeras de equipaje, dejando las tristezas, los miedos y los enojos atrás.

Cuando la conocí, me acuerdo de que llegaron primero sus rulos y después una vitalidad tan arrolladora que no entendí cómo le cabía en ese cuerpito. Mi plan era entrevistarla para la revista OHLALÁ!, pero durante la charla la vida me pareció más fácil y divertida, y pensé: “Yo necesito esto, quiero bailar con ella”. Así que empecé a tomar clases. Ahí es donde surge la magia y lo explica todo.

Alguien que puede sacarte de la inercia y la vergüenza es capaz de gobernar el mundo. Sin embargo, todavía me es difícil explicar su método: a veces te sentís en un círculo femenino; otras como una diosa bailando “Havana”, de Camila Cabello; o en un ritual de tambores afr

Suscríbete para continuar leyendo y recibir nuestras novedades editoriales

¡Ya estás apuntado/a! Gracias.X

Product added to wishlist