• ¡En oferta!
La hija de la española
Escuchar fragmento

La hija de la española

LUMEN , abril 2019
(3)
Narrador: Goizeder Azúa
Duración: 06 horas 22 minutos

SE PUEDE PERDER TODO. SE PUEDE EMPEZAR DE NUEVO. SOLO SI ERES OTRA.

Un fenómeno editorial sin precedentes en la literatura en español también en audiolibro.
Vendida a 22 países antes de su publicación

Escuchar fragmento

Adelaida Falcón, una maestra caraqueña, fallece tras una larga enfermedad. Su hija Adelaida, de treinta y ocho años, no tiene a nadie y vive en una ciudad donde la violencia marca el ritmo diario de la existencia. Poco tiempo después del entierro, encuentra su casa tomada por un grupo de mujeres a las órdenes de la Mariscala. Llama a la puerta de su vecina sin hallar respuesta: Aurora Peralta, a quien todos llaman «la hija de la española», ha muerto. En la mesa del salón, una carta le comunica la concesión del pasaporte español: un salvoconducto para huir del infierno.

La hija de la española es el retrato de una mujer que escapa a todos los estereotipos enfrentada a una situación extrema. Con su primera novela, la periodista Karina Sainz Borgo, se ha convertido en la gran noticia literaria del año.

La crítica ha dicho...
«Mucho más que una gran novela. La transmutación de una vida en otra, de una mujer en otra, de un espacio en otro para poder sobrevivir. Una novela táctil. Una novela de auxilio.»
Antonio Lucas

«Una novela que viene del futuro. [...] Tiene los ingredientes precisos para dar el campanazo: novela ambientada en un país situado en el ojo del huracán, venta de derechos a más de veintidós países, [...] una historia dramática narrada con pulso firme. En otras palabras: si esta novela no funciona, apaga y vámonos. [...] Una novela profética que todos deberíamos leer antes de abrazar ciegamente una ideología. Sea del color que sea.»
Álvaro Colomer, La Vanguardia («Una primera novela sacude el mundo editorial»)

«Una novela intimista y torrencial. [...] No hay épica ni romanticismo revolucionario en esta historia. Pero sí sensualidad y exotismo y una prosa como cosida a mano. [...] Alta literatura escrita desde la rabia, el desarraigo y las cicatrices. Justo el lugar donde nacen las historias.»
Ángeles López, La Razón

«Sainz Borgo retrata un país en el que falta todo, Venezuela, a través de un relato casi de aventuras. [...] Escribe sobre mujeres que pelean para que las dejen en paz.»
Luis Alemany, El Mundo

«Una historia poderosa [...] narrada con pulso y desde la órbita de lo humano, fuera de toda intención política.»
Jesús García Calero, ABC

«El próximo bombazo literario. Les recomendamos que no la pierdan de vista. Dará que hablar.»
Álvaro Colomer, El Mundo

«El boom literario del año.»
Daniel Arjona, El Confidencial

«La hija de la española es una experiencia distinta. [...] Corta la respiración. Maravillosamente escrita
Ana Palacio

«La voz de una conciencia. [...] Escritura seca, concisa, directa, de una fuerza expresiva extraordinaria. [...] Sencillamente magistral.»
Fernando Aramburu, El Mundo - La Esfera de Papel

Los editores internacionales han dicho...
«Una novela intensa, conmovedora y radical.»
Gustavo Guerrero, editor de Gallimard (Francia)

«Una de las novelas más interesantes que he leído en mucho tiempo.»
Juan Milá, editor de HarperCollins (EEUU)

Leer más

Adelaida Falcón, una maestra caraqueña, fallece tras una larga enfermedad. Su hija Adelaida, de treinta y ocho años, no tiene a nadie y vive en una ciudad donde la violencia marca el ritmo diario de la existencia. Poco tiempo después del entierro, encuentra su casa tomada por un grupo de mujeres a las órdenes de la Mariscala. Llama a la puerta de su vecina sin hallar respuesta: Aurora Peralta, a quien todos llaman «la hija de la española», ha muerto. En la mesa del salón, una carta le comunica la concesión del pasaporte español: un salvoconducto para huir del infierno.

La hija de la española es el retrato de una mujer que escapa a todos los estereotipos enfrentada a una situación extrema. Con su primera novela, la periodista Karina Sainz Borgo, se ha convertido en la gran noticia literaria del año.

La crítica ha dicho...
«Mucho más que una gran novela. La transmutación de una vida en otra, de una mujer en otra, de un espacio en otro para poder sobrevivir. Una novela táctil. Una novela de auxilio.»
Antonio Lucas

«Una novela que viene del futuro. [...] Tiene los ingredientes precisos para dar el campanazo: novela ambientada en un país situado en el ojo del huracán, venta de derechos a más de veintidós países, [...] una historia dramática narrada con pulso firme. En otras palabras: si esta novela no funciona, apaga y vámonos. [...] Una novela profética que todos deberíamos leer antes de abrazar ciegamente una ideología. Sea del color que sea.»
Álvaro Colomer, La Vanguardia («Una primera novela sacude el mundo editorial»)

«Una novela intimista y torrencial. [...] No hay épica ni romanticismo revolucionario en esta historia. Pero sí sensualidad y exotismo y una prosa como cosida a mano. [...] Alta literatura escrita desde la rabia, el desarraigo y las cicatrices. Justo el lugar donde nacen las historias.»
Ángeles López, La Razón

«Sainz Borgo retrata un país en el que falta todo, Venezuela, a través de un relato casi de aventuras. [...] Escribe sobre mujeres que pelean para que las dejen en paz.»
Luis Alemany, El Mundo

«Una historia poderosa [...] narrada con pulso y desde la órbita de lo humano, fuera de toda intención política.»
Jesús García Calero, ABC

«El próximo bombazo literario. Les recomendamos que no la pierdan de vista. Dará que hablar.»
Álvaro Colomer, El Mundo

«El boom literario del año.»
Daniel Arjona, El Confidencial

«La hija de la española es una experiencia distinta. [...] Corta la respiración. Maravillosamente escrita
Ana Palacio

«La voz de una conciencia. [...] Escritura seca, concisa, directa, de una fuerza expresiva extraordinaria. [...] Sencillamente magistral.»
Fernando Aramburu, El Mundo - La Esfera de Papel

Los editores internacionales han dicho...
«Una novela intensa, conmovedora y radical.»
Gustavo Guerrero, editor de Gallimard (Francia)

«Una de las novelas más interesantes que he leído en mucho tiempo.»
Juan Milá, editor de HarperCollins (EEUU)

Leer menos
Tipo de encuadernación
Audiolibro
Idioma
ES
Fecha de publicación
11-04-2019
Autor
Karina Sainz Borgo
Editorial
LUMEN
Tipo de encuadernación
Audiolibro
Idioma
ES
Fecha de publicación
2019-04-11
Autor
Karina Sainz Borgo
Editorial
LUMEN
9788426407252
11-04-2019
Karina Sainz Borgo
Karina Sainz Borgo
Ver Más
Karina Sainz Borgo nació en una Caracas de 1982, cuando todo estaba a punto de incendiarse. Trabaja como periodista especializada en temas culturales en Vozpópuli.com , Zenda y Onda Cero , aunque escribe a... Leer más

Karina Sainz Borgo nació en una Caracas de 1982, cuando todo estaba a punto de incendiarse. Trabaja como periodista especializada en temas culturales en Vozpópuli.com, Zenda y Onda Cero, aunque escribe a todas horas. Ha publicado los libros de periodismo Caracas hip-hop (Caracas, 2007) y Tráfico y Guaire. El país y sus intelectuales (Caracas, 2007) y mantiene el blog Crónicas Barbitúricas. Su relato «Tijeras» fue publicado por la prestigiosa revista Granta. Su primera novela, La hija de la española (Lumen, 2019) fue aclamada por la crítica y los lectores, obtuvo el Grand Prix de l’Héroïne Madame Figaro y el International Literary Prize, fue finalista del Kulturhuset Stadsteatern Stockholm y fue nominada al LiBeraturpreis. Considerado como uno de los mejores libros del año por NPR y por Time, está siendo traducido en veintiséis idiomas y se han vendido sus derechos para una película. En 2019, Karina Sainz Borgo fue escogida como una de las cien personas más creativas en la revista Forbes. El Tercer País es su última novela.

Leer menos
Ver Más
Booktrailer - La hija de la española

Suscríbete a nuestras novedades editoriales

Novedades

Otros libros del autor

Actualidad

Artículos relacionados con este libro

Reseñas

Reseñas

3 Reviews
«La hija de la española» Karina Sainz Borgo. Una crítica voraz d
El mercado editorial es muy peculiar y el lector muchas veces se ve arrastrado por ello. Es a fin de cuentas un negocio muy lucrativo y así hay que verlo. «La hija de la española» de la escritora y periodista Karina Sainz Borgo es uno de esos libros que antes de llegar a las librerías ya es todo un éxito con multitud de ediciones previstas, crít... Leer más
El mercado editorial es muy peculiar y el lector muchas veces se ve arrastrado por ello. Es a fin de cuentas un negocio muy lucrativo y así hay que verlo. «La hija de la española» de la escritora y periodista Karina Sainz Borgo es uno de esos libros que antes de llegar a las librerías ya es todo un éxito con multitud de ediciones previstas, críticas favorecedoras de aclamados críticos literarios y con derechos vendidos para ser traducido a más de la mitad del planeta. Es un gran éxito de crítica y venta porque así lo ha determinado la industria, que busca las ventas, pero parece que el lector no está muy de acuerdo con ello. Y esto lo digo porque «La hija de la española» no cuenta con favorecedoras críticas en Goodreads, como media se le puede llamar mediocre, o que ha conseguido un raspado en el examen de valoraciones. ¿Quién tiene razón: la editorial o el lector?Después de leerlo es imposible decidir porque en cierto sentido ambas partes tienen razón y no tienen razón. «La hija de la española» es un libro interesante que merece ser leído pero con matices. Y esos matices son muy importantes.El primero es que no merece la pena leer la sinopsis porque te cuenta todo el libro, y cuando digo todo me refiero a TODO, así que no habrá sorpresa por esa parte. Otro matiz viene de la manera narrativa en la que Sainz Borgo nos cuenta la historia, personalmente me ha gustado la protagonista, con ese tono desesperado y realista  que choca con la visión que parece que debe tener ahora mismo las protagonistas como seres fuertes y decididos que deben dominar el mundo. Adelaida Falcón es débil en su vida diaria, y esa debilidad no es mala. Su biografía se puede decir que se resumen en que cuenta con una carrera universitaria, ha tenido un gran romance con un hombre mayor que ella, ha vivido con su madre hasta su muerte y ahora vive en un país, Venezuela, que se hunde bajo la anarquía de los iletrados. Ella representa la cultura que se hunde poco a poco, el raciocinio o la modernidad que se pierde día a día. La analogía de la pérdida de su casa es un buen ejemplo. Para Adelaida su usurpación, con la pérdida de sus objetos personales y recuerdos es dramática, pero lo es más ver lo que le sucede a sus libros. Cómo Adelaida va luchando con la desesperación es interesante pero como personaje no puedes más que ver que se deja llevar por los acontecimientos y que no lucha por poner orden en su vida. Si su ciudad es un asco, si todo está perdido, aferrarse a lo que se tiene, a los recuerdos, a la tumba de su madre no es bueno. ¿Qué habría hecho yo ante la situación de la protagonista? Considerando que no tengo un trabajo de oficina y que puedo seguir con mis traducciones por la red de redes, y que la situación en Caracas es un asco, no me quedaría en la ciudad sino que me iría al campo con mis tías. Aferrarme como un ratón asustado no me llevaría a ninguna parte.Otro matiz importante es que sinceramente no sé si lo que cuenta esta escritora está basado en la realidad o hay cierta tendencia  a la exageración fruto de las convicciones políticas de Sainz Borgo. Pese a que estamos en la época de la información eso no impide que la verdad se esconda bajo multitud de capas creadas por las opiniones que tiene cada uno. Es por eso que algún lector ha considerado este libro oportunista y en cierto modo lo es. Y es por eso que es una pena que La hija de la española no retrate la situación desde más puntos de vista, que se centre en un personaje como Adelaida Falcón, una mujer débil y sin un carácter remarcable. Sólo apreciamos su punto de vista y éste es muy pesimista. No hay oportunidad para la esperanza ni tampoco oportunidad para criticar o hacerse preguntas porque todo se resumen a que la protagonista es la gran víctima y los que detentan el poder los grandes villanos. No hay grados de grises y es una pena.Pese a todo ello mi mayor problema es que la novela se me hizo larga, y eso que tiene unas doscientas veinte páginas. Las primeras páginas te introducen en la historia con fuerza pero esta se vuelve muy repetitiva y luego más repetitiva porque, como ya he mencionado antes, todo el libro gira en torno a la protagonista, es ella la que domina la trama en el momento presente y también a través de recuerdos del pasado y ella o está en su casa o en sale para hacer la compra. La centralidad de su personaje impide que la trama avance en diferentes direcciones y que se amplíe el escenario narrativo. Así que al final sólo vemos un punto de vista y nada más como ya mencioné antes.En cuanto a la manera de narrar Karina Sainz Borgo tiene un estilo lírico que podemos ver en otros escritores latinoamericanos. Imágenes cargadas de sensaciones, reflexiones interesantes y recuerdos vívidos se reflejan de un modo muy poético. Es un buen estilo pero que en mi caso me llegó a saturar por la vacuidad que había detrás. Sí, está muy bien leer la angustia de Adelaida pero después de diez páginas te vuelven a contar la angustia de Adelaida de otra manera lírica, y al cabo de unos párrafos más angustia poética, y luego más angustia. Estilísticamente preciosa, dar para un libro de poesía pero no para una novela que se supone que cuenta una historia. O al menos no para un lector como yo.El mercado editorial es muy peculiar y el lector muchas veces se ve arrastrado por ello y «La hija de la española» es un buen ejemplo de ello. ¿Recomendaría esta novela? Sí, pero con matices, porque es de esas novelas al que podría un gran pero porque no creo que sea apta para todos los lectores, evidentemente no para aquellos que buscan rapidez y emoción en una historia. Si eres de los lentos, de aquellos a los que les importan que todo bulla con lentitud pero con bonitas llamas puede que sea una elección correcta. Como reflexión final: no sería un libro que me plantaría leer otra vez. Leer menos
La hija de la española, Karina Sainz Borgo
Desde que se publicó La hija de la española no he parado de leer buenísimas opiniones sobre la novela ye ha ido haciendo un hueco bastante importante en las listas de los más vendidos.Me apetecía muchísimo leer esta novela por varias cuestiones, pero la principal es la ambientación. Tengo familia que reside en Venezuela desde hace muchos años y ... Leer más
Desde que se publicó La hija de la española no he parado de leer buenísimas opiniones sobre la novela ye ha ido haciendo un hueco bastante importante en las listas de los más vendidos.Me apetecía muchísimo leer esta novela por varias cuestiones, pero la principal es la ambientación. Tengo familia que reside en Venezuela desde hace muchos años y se, por tanto, de primera mano lo que ocurre allí. Tanto la prensa como el mundo político da o resta importancia sobre  lo que allí ocurre a conveniencia de cada cual. Tenía muchísima curiosidad por saber cómo lo abordaba la autora.La novela comienza con la muerte de Adelaida Falcón. La profesora ha trabajado duramente durante toda su vida para sacar adelante a su única hija. Adelaida, su hija, ha visto con horror como en los últimos meses de su vida ha sido incapaz de paliar el dolor de su madre a causa de una terrible enfermedad. Y es que en Venezuela ya no se consigue nada.De pronto Adelaida se queda sola en una ciudad sin futuro. Delincuencia, marginalidad, escases y muchísima violencia. Ese es el día a día de los venezolanos. No consiguen comida, medicamentos, productos básicos, la moneda ya no sirve para nada y por si fuera poco la vida de una persona no vale nada. La arrebatan por dinero, productos o una simple discusión.A partir de la muerte de su madre Adelaida tiene que intentar salir adelante como sea. De pronto se encuentra con que su casa ha sido ocupada, se ha quedado sin hogar y sin pertenencias. Encuentra una solución en ocupar ella a su vez la casa de su vecina y allí se dará de bruces con una respuesta a su futuro que no esperaba.La novela consta apenas de doscientas páginas y los capítulos son bastante cortos lo que ayuda a leer la historia bastante rápido. La autora relata de forma real y cruda la realidad de un país machacado, de una población dividida que no ve soluciones. He reconocido en sus páginas los relatos de aquellos que, por desgracia, deben vivir la dramática situación del país en primera persona.Como parte negativa debo decir que no ha terminado de entusiasmarme. Creo que son demasiadas casualidades las que se le presenta a Adelaida para poder sobreponerse a los problemas que se le presentan en el camino. De repente tiene casa cuando acaban de ocupar la suya, de repente allí hay comida. Encima de la mesa hay papeles que la pueden sacar del país…En fin que no termina de ser creíble.La hija de la española es una novela perfecta para conocer la realidad de Venezuela. Como novela de ficción creo que falla bastante en el desarrollo de la trama. Leer menos
PROMESAS INCUMPLIDAS
Lo que ha conseguido la periodista y escritora venezolana, Karina Sainz Borgo, con su primera novela, es algo realmente espectacular: En la feria del libro de Frankfurt nada menos que 22 países compraron la novela, publicada en España por Lumen, una editorial que cuida mucho su selección literaria y que es garantía de gran calidad.Reconozco que ... Leer más
Lo que ha conseguido la periodista y escritora venezolana, Karina Sainz Borgo, con su primera novela, es algo realmente espectacular: En la feria del libro de Frankfurt nada menos que 22 países compraron la novela, publicada en España por Lumen, una editorial que cuida mucho su selección literaria y que es garantía de gran calidad.Reconozco que muchas veces el éxito abrumador de una novela me provoca cierta desconfianza, algo que en esta ocasión se vio superado por la gran curiosidad por conocer una historia situada en Venezuela, en una línea temporal que muestra lo que este país fue y en lo que se convirtió poco a poco hasta llegar a la situación actual.Adelaida Falcón, una maestra caraqueña, fallece tras una larga enfermedad. Su hija Adelaida, de treinta y ocho años, no tiene a nadie y vive en una ciudad donde la violencia marca el ritmo diario de la existencia. Poco tiempo después del entierro, encuentra su casa tomada por un grupo de mujeres a las órdenes de la Mariscala. Llama a la puerta de su vecina sin hallar respuesta: Aurora Peralta, a quien todos llaman «la hija de la española», ha muerto. En la mesa del salón, una carta le comunica la concesión del pasaporte español: un salvoconducto para huir del infierno.Esta breve sinopsis tiene detrás una historia relatada con mucha fuerza, con el rigor de una investigación periodística y una documentación de todo lo relatado a la hora de describir las torturas, ocupaciones de viviendas, la miseria de la población, la inexistente sanidad, el miedo, la pobreza, el hambre... El infierno en Caracas. Un infierno del que Adelaida quiere y puede salir, un país al que ya no reconoce y que describe a su madre recién fallecida: "Mientras agonizabas, el país enloqueció. Para vivir tuvimos que hacer cosas que jamás imaginamos que llegaríamos a hacer: predar o callar, saltar al cuello de alguien más o mirar hacia otro lado.Me tranquiliza que no vivas para verlo. Y si ahora me llamo de otra forma no es porque haya querido abandonar el país que tu nombre y el mío formaban. Si lo hice, mamá, fue porque me pudo el miedo." (pág. 183)Adelaida va mostrando al lector un país que se hunde, el miedo en las calles, incluso en su propia casa, donde parece que las paredes oyen, donde no se puede confiar en nadie: Aquellos que conocías quizá estén ahora en las calles sembrando el terror, siendo cómplices de torturas, mirando hacia otro lado por un saco de harina, denunciando a algún vecino."Abrí la ventana y me asomé a nuestra calle sin árboles, rastreando en la humareda de muerte el olor de ese pan de maíz. Cerré los ojos e inspiré con fuerza las sobras de una biografía hecha a palos. La vida fue aquello que pasó. Aquello que hicimos y nos hicieron. La bandeja donde nos abrieron por la mitad como un pan a punto de crecer"."Prometieron. Que nunca nadie más robaría, que todo sería para el pueblo, que cada quien tendría la casa de sus sueños, que nada malo volvería a ocurrir. Prometieron hasta hartarse. Las plegarias no atendidas se descompusieron al calor del resentimiento que las alimentaba. Nada de cuanto ocurría era responsabilidad de los Hijos de la Revolución. Si las panaderías estaban vacías, el culpable era el panadero".Encontramos en Karina Sainz Borgo una escritora que maneja con rigor los hechos que describe, pero que consigue transmitirlos dándonos un pellizco en el pecho, a través de una serie de personajes femeninos, en uno y otro lado, muy bien construidos, verosímiles, coherentes. He disfrutado muchísimo de una historia magníficamente narrada, con sutileza, con esa capacidad de contar tantas cosas al lector con unas pinceladas breves pero acertadas de los hechos, o a través de los pensamientos de la protagonista, que nos cuenta su historia de miedo y desesperanza en primera persona, su sensación de rechazo al país que la vio nacer y al que apenas reconoce. En los tiempos que corren y con el panorama actual, se hace imprescindible una lectura como La hija de la española.Se nota que Karina ha vivido lo que relata en sus carnes. En una entrevista reciente cuenta: "Sentí que cada día podía volver menos, veía mi país más canibalizado y excluyente. Viví el proceso en primera línea por mi familia. Fui por última vez a Caracas justo antes de que muriera Chávez, hace seis años, en 2013"."La diáspora fue tremenda. Unos por motivos económicos, muchos perseguidos, entre ellos mis jefes, buscados por el SEBIN". Leer menos
Product added to wishlist