• ¡En oferta!
La invasión de las Tinieblas...

La invasión de las Tinieblas (Trilogía Condenados 3)

GRIJALBO , noviembre 2017
(2)

Historia, intriga, acción y aventura se aúnan en La invasión de las tinieblas, la última entrega de una fantasía apocalíptica imaginada por Glenn Cooper, el mago del thriller histórico.

Ya no es posible ocultar la verdad.
Las compuertas están abiertas y se ha desatado el caos.
Nuestro futuro pasa por un nuevo descenso a los infiernos.

La puerta entre la Tierra y el Infierno se ha expandido y ya es permanente. Las desapariciones se multiplican y las pocas personas que no han obedecido la orden de evacuación se han atrincherado en sus casas con la vana esperanza de que todo sea una pesadilla de la que pronto despertarán. Pero no lo es. Londres es una ciudad fantasma invadida por oleadas de seres procedentes de las tinieblas. Seres que, tras aparecer de la nada, han provocado un devastador incendio y siguen llegando sin descanso, como la crecida de un río enorme. Un río que tiene su origen en el Inframundo.

John Camp y Emily Loughty capitanean el grupo de rescate que acaba de regresar a la Tierra. Ambos están convencidos de que solo Paul Loomis, el mayor especialista mundial en las partículas que han originado el fenómeno, es capaz de cerrar de nuevo la puerta. Pero Paul cometió un crimen y fue enviado al universo de los condenados y John y Emily deben regresar allí para encontrarle. El destino de la humanidad depende de que lo consigan.

En La invasión de las tinieblas Glenn Cooper transporta a los lectores a un espeluznante universo paralelo. Un final impecable para su trilogía «Condenados».

Leer más

Ya no es posible ocultar la verdad.
Las compuertas están abiertas y se ha desatado el caos.
Nuestro futuro pasa por un nuevo descenso a los infiernos.

La puerta entre la Tierra y el Infierno se ha expandido y ya es permanente. Las desapariciones se multiplican y las pocas personas que no han obedecido la orden de evacuación se han atrincherado en sus casas con la vana esperanza de que todo sea una pesadilla de la que pronto despertarán. Pero no lo es. Londres es una ciudad fantasma invadida por oleadas de seres procedentes de las tinieblas. Seres que, tras aparecer de la nada, han provocado un devastador incendio y siguen llegando sin descanso, como la crecida de un río enorme. Un río que tiene su origen en el Inframundo.

John Camp y Emily Loughty capitanean el grupo de rescate que acaba de regresar a la Tierra. Ambos están convencidos de que solo Paul Loomis, el mayor especialista mundial en las partículas que han originado el fenómeno, es capaz de cerrar de nuevo la puerta. Pero Paul cometió un crimen y fue enviado al universo de los condenados y John y Emily deben regresar allí para encontrarle. El destino de la humanidad depende de que lo consigan.

En La invasión de las tinieblas Glenn Cooper transporta a los lectores a un espeluznante universo paralelo. Un final impecable para su trilogía «Condenados».

Leer menos
Colección
100100
NOVELA DE INTRIGA
Páginas
0
Traductor
Mauricio Bach Juncadella
Serie-Saga
Trilogía Condenados
Target de Edad
Adultos
Tipo de encuadernación
eBook
Idioma
ES
Fecha de publicación
23-11-2017
Autor
Glenn Cooper
Editorial
GRIJALBO
Colección
100100
NOVELA DE INTRIGA
Páginas
0
Traductor
Mauricio Bach Juncadella
Serie-Saga
Trilogía Condenados
Target de Edad
Adultos
Tipo de encuadernación
eBook
Idioma
ES
Fecha de publicación
2017-11-23
Autor
Glenn Cooper
Editorial
GRIJALBO
9788425355615
23-11-2017
Glenn Cooper
Glenn Cooper
Ver Más
Glenn Cooper creció en Nueva York, se licenció en Arqueología con mención honorífica por la Universidad de Harvard y en Medicina por la Escuela de Medicina de la Universidad Tufts. Durante dieciocho años fue... Leer más

Glenn Cooper creció en Nueva York, se licenció en Arqueología con mención honorífica por la Universidad de Harvard y en Medicina por la Escuela de Medicina de la Universidad Tufts. Durante dieciocho años fue presidente de una compañía de biotecnología de Massachusetts. Simultáneamente escribía guiones y estudió producción cinematográfica en la Universidad de Boston. En la actualidad es presidente de la productora de cine Lascaux Media.

Inició su carrera literaria en 2006 con La biblioteca de los muertos, que se tradujo en treinta países y se convirtió en un best seller internacional. Le siguieron El libro de las almas y El fin de los escribas. Aparte de esa trilogía ha publicado La llave del destino, La piedra de fuego y La marca del diablo, así como los relatos El último día y La hora de la verdad, directamente en ebook. Tras La invasión de las tinieblas, desenlace de su más reciente trilogía, que se inició con Condenados y siguió con La puerta de las tinieblas, publicó La cura. Su nueva obra es La señal de la cruz.

Leer menos
Ver Más

Suscríbete a nuestras novedades editoriales

Serie

Libros de la serie

Actualidad

Artículos relacionados con este libro

Reseñas

Reseñas

Un apocalipsis de nueva generación en el que la vida planta cara
Cuando uno piensa en el infierno, imagina un agujero oscuro y profundo de ambiente caldeado y tenue iluminación rojiza. Un perverso submundo de maldad y crueldad en el que los condenados se lamentan por sus errores y pagan el elevado precio de los crímenes cometidos en vida. La implacable e inapelable justicia del maligno, una brutal condena sin... Leer más
Cuando uno piensa en el infierno, imagina un agujero oscuro y profundo de ambiente caldeado y tenue iluminación rojiza. Un perverso submundo de maldad y crueldad en el que los condenados se lamentan por sus errores y pagan el elevado precio de los crímenes cometidos en vida. La implacable e inapelable justicia del maligno, una brutal condena sin revisión y un lugar en el que penar más allá de la vida y por toda la eternidad. La novela La invasión de las tinieblas del escritor Gleen Cooper nos propone un infierno muy diferente, pero igualmente aterrador. Parece que el infierno existe y además, queda más cerca de lo que parece. Gleen Cooper pone el broche de oro a la Trilogía Condenados con un apocalíptico thriller con trasfondo histórico y un justo y perturbador toque de fantasía. Historia, fantasía, intriga, acción y aventuras se unen para hilvanar una inquietante y caótica aproximación al tan temido fin del mundo. Un apocalipsis de nueva generación en el que los pecados siempre encuentran su castigo y el futuro de la humanidad pasa por un nuevo descenso a los infiernos.Un grupo de alumnos del colegio Belmeade ha desaparecido en extrañas circunstancias. Parece que la misteriosa puerta invisible entre la Tierra y el Infierno se ha expandido hasta límites insospechados y lo peor es que se cree que podría ser permanente.Mientras los vivos se pierden en el Infierno, los muertos ?o moradores del infierno? se agolpan en torno a los puntos calientes para cruzar al otro lado, el lado de la vida. Se ha corrido la voz y (casi) ningún condenado quiere perderse la oportunidad de volver a la Tierra, al mundo de los vivos. Pese a las advertencias, se suceden las desapariciones y las pocas personas que han rechazado la orden de evacuación y se resisten a abandonar sus hogares malviven atrincheradas en sus casas. La muerte y la vida se confunden en una crisis de calado mundial y sin precedentes. El gobierno trata de hacer frente a la situación vigilando a los moradores del Infierno desde el cielo con drones armados, pero no es tan fácil identificarlos en la distancia: ese fuerte olor a putrefacción es, sin lugar dudas, el rasgo distintivo más característicos de los condenados.La ciudad está desierta, y mientras los moradores del Infierno y sobre todo, las irreverentes e incontrolables bandas de vagabundos del otro lado recorren las calles destruyendo todo a su paso, un improvisado grupo de valientes exploradores se preparan para descender a los infiernos con la controvertida misión de cerrar esa puerta invisible entre dos mundos que ha provocado el caos en la ciudad. El único ser capaz de resolver esta apocalíptica crisis está retenido al otro lado y además, está condenado a una oscura eternidad de dolor por la pérdida, lamentos y reproches por sus pecados en vida. Mientras los soldados de las fuerzas especiales de las SAS vigilan los cuatro puntos calientes conocidos para evitar la fuga constante de moradores del Infierno, el grupo de rescate capitaneado por John Camp y Emily Loughty no cesará en su empeño por encontrar a Paul Loomis, un gran científico caído en desgracia y el único que sabe cómo cerrar la puerta al Infierno.El escritor Gleen Cooper, maestro del thriller histórico, pone punto y final a la Trilogía Condenados con una última entrega redonda. Historia, fantasía, intriga, acción y aventura se unen para construir una historia de terror (casi) perfecta. Las constantes referencias históricas contrarrestan ?Enrique VIII, Garibaldi, Caravaggio, Alejandro Magno y guerras por el control de ese otro mundo incluidas? ese inevitable, caótico y apocalíptico toque de fantasía de una historia que, de ser real, acabaría en locura.Gleen Cooper dibuja un Infierno aterrador y perturbadoramente real que poco o nada tiene que ver con la imagen del averno que todos tenemos en la cabeza. Lejos de ser un agujero de fuego oscuro y profundo, el Infierno de Cooper es ese otro mundo en el que los condenados de todos los tiempos conviven anclados al pasado.    Un perverso universo paralelo se abre ante nosotros para mostrarnos una nueva visión del Infierno que dista mucho de esa otra imagen irreal, casi teatral, que todos hemos interiorizado. Y con el inquietante avance de la narración, se vislumbra la necesaria moraleja de esta historia: todos nuestros actos tienen sus consecuencias. La novela de Cooper es una nueva aproximación a la turbadora idea del fin del mundo. Un apocalipsis moderno en el que la vida planta cara a la muerte, la maldad siempre tiene su castigo y el futuro de la humanidad depende del éxito de una peligrosa y caótica misión kamikaze.Gleen Cooper nos propone una historia compleja, pero al mismo tiempo, inquietantemente atractiva. Una de esas novelas oscuras y perturbadoras que querréis leer sin prisa (pero sin pausa) para no perderos en los detalles. Leer menos
El infierno son los demás... que vienen del otro lado a devorart
  Os habla una fan de Jason Statham. No de todas sus películas porque reconozcamos que algunas son una basura muy grande (y ya sé que muchos sustituiríais ese ‘algunas’ por un ‘todas’ en mayúsculas). Os habla una persona que se ha visto la saga de Transporter unas mil veces, alguien que seguramente si la viese ahora le sacaría unas cuantas pegas... Leer más
  Os habla una fan de Jason Statham. No de todas sus películas porque reconozcamos que algunas son una basura muy grande (y ya sé que muchos sustituiríais ese ‘algunas’ por un ‘todas’ en mayúsculas). Os habla una persona que se ha visto la saga de Transporter unas mil veces, alguien que seguramente si la viese ahora le sacaría unas cuantas pegas más que la primera vez que la vio.Digo esto porque este libro es, en realidad, una película de acción Hollywoodiense de 90 minutos. Una mala. Una llena de frases trilladas en la que el actor es el típico militar americano con una vida típica americana: atleta superestrella en el instituto, beca de deportes para la universidad, ingresa en el ejército y está presente en todos los conflictos armados que se te puedan ocurrir.Como novia del héroe tenemos una científica muy inteligente, dato que sabemos porque su novio militar no entiende una palabra de lo que dice y no se corta en decirlo porque él tiene que ser fuerte, valiente, y tonto, al parecer. También  está muy buena, dato que sabemos porque la describen como una modelo.Vamos que si hay algún o alguna militar o científico en la sala estarán encantados…He de reconocer, antes de que sigáis leyendo, que no me he leído la primera ni la segunda parte y es muy probable que si votrotras sí lo habéis hecho tengáis una opinión muy distinta. Si no es así, si os habéis topado con este libro pensando que era auto-conclusivo o la primera parte de una saga, como me ha pasado a mí, os recomiendo que leáis primero los libros anteriores. No es uno de eso libros que te puedes leer de forma independiente porque te hacen un resumen cada diez páginas (cosa que odio, por otra parte, cuando sí he leído los anteriores).La premisa es muy buena y las primeras páginas me dejaron muy buen sabor de boca: Un grupo de adolescentes desaparece de su instituto y aparecen en medio de un lago sin saber qué narices ha pasado. Todos ellos hijos de personas importantes, estudiantes del típico colegio pijo inglés. Se dan cuenta de que las prendas que llevaban encima que no fuesen orgánicas (botones, hebillas, cremalleras, etc.) han desaparecido. El primer habitante de ese lugar que se encuentran les dice algo increíble: Están en en Infierno.Pero a partir de ahí la cosa baja de nivel mucho.Está lleno de tramas distintas que deberían darle dinamismo y hacerlo entretenido pero sólo consiguen hacer la historia lenta.La totalidad del libro se puede resumir en: Grupo de militares y científicos cruzan al otro lado (por tercera vez) para impedir que los moradores del Infierno sigan llegando a la Tierra para devorarnos.Los personajes femeninos de este libro se podrían eliminar por completo porque no aportan nada. En absoluto. O podrían sustituirse por el típico personaje que tanto le gusta (o le ha gustado, quiero pensar que está cambiando algo) a Hollywood de la mujer, rubia a ser posible, que grita.Da igual que seas una científica a cargo del MAAC, que pertenezcas al gobierno, al FBI o al Círculo de Lectores. Tus compañeros hombres sabrán reaccionar a la situación surrealista de encontrarse en el Infierno. Tú llorarás porque se te ve el sujetador.No tengo ni idea de lo que haría yo en esa situación. Probablemente también lloraría y me quedaría en posición fetal hasta que me viniese a devorar o violar un Vagabundo. Pero creo que si al autor le ha dado la imaginación para crear un universo alternativo al que se teletransportan las personas malas después de morir, también podría haber creado un personaje femenino NORMAL. Ya no digo una Wonder Woman, pero alguien que mantenga la calma y razone (y aparezca en escena más de medio minuto), ¡por favor!Y hablando de violaciones… La palabra violar o violación se repite como 800 mil veces. Y no es que vaya a ser tan cándida de pensar que si el infierno se abriese no íbamos a ser nosotras las peor paradas, pero es que llega a ser ridículo. Imaginaos alguien diciendo todo el rato algo así como: “¡Eh, chicos, somos malos y por eso vamos a matar y violar!”. Bueno pues eso es lo que pasa en este libro.Las mujeres se dividen en dos: guapas y potencialmente ‘violables’ o de más de cincuenta y que no se maquillan. A parte del aspecto físico o de que sean listas porque hacen un discurso de medio segundo con un montón de palabras complicadas su personalidad es inexistente y no va más allá de la función decorativa o (¡peor!) de un pobre intento de querer ser paritario poniendo un grupo de mujeres totalmente grises y anodinas en la historia como quien tira caramelos.Pero no penséis que los personajes masculinos se libran: Son todos estereotipos  vacíos. Por poner un ejemplo: El hermano de John, Kyle, es un borracho fracasado que perdió su oportunidad en la vida por una lesión deportiva que le impidió seguir los pasos de su hermano mayor, al que le guarda rencor por tema de herencias, y que tiene en esta aventura su oportunidad de redimirse. Por veinte puntos: Títulos de películas en las que aparezca esta trama…En su defensa diré que se lee rápido. Casi todo son diálogos. Diálogos pobres que apenas aportan información nueva y sólo consiguen dar aún más la impresión de que estás leyendo el guión de una película, eso sí.Al principio decía que soy fan de Jason Statham para que aquellas y aquellos a quienes os gusta este tipo de literatura no os llevéis a error. Me gustan los libros apocalípticos con militares, disparos y explosiones, es sólo que este no me ha parecido bueno. Leer menos
Product added to wishlist