Con su muerte, a los 91 años, en medio de una guerra que empantana a Rusia en Ucrania y la enfrenta a Occidente, la figura de Gorbachov vuelve a ser visible y quizá sea una oportunidad para revisar el lugar que ha tenido en la Historia, desde sus inicios como alumno de la educación soviética, ascendiendo durante 30 años en el Partido hasta convertirse en el gran reformista que fundó la democracia y guio de manera excepcional el desmantelamiento de un imperio sin derramamiento de sangre. En las páginas de su biografía «Gorbachov. Vida y época» (Debate, 2018), William Taubman ofrece una lucidísima mirada sobre esta figura que hoy parece idealista a los ojos de los «realistas occidentales» pero cuyos principios podrían habernos regalado un presente mucho mejor.