¡No más migrañas!

Stephanie Weaver

Fragmento

Título
plecap

Introducción

Por qué escribí este libro

Hola, soy Stephanie. A principios de 2014 acabé en el consultorio de un neurólogo después de tres episodios horribles de vértigo. No tenía idea de que los ataques de migraña podían causarlo. En ese entonces, lo que sabía sobre migraña era nada más lo que mis compañeros de trabajo me habían dicho: dolores de cabeza tan fuertes que la gente deja de ir a trabajar tres días mientras está miserablemente postrada en un cuarto oscuro. Ahora sé que los ataques de migraña son mucho más complejos, con síntomas y precursores únicos para cada persona.

Durante algunas semanas en ese invierno vi a dos médicos distintos para atender mi vértigo. Cada uno me dio una dieta diferente y me prescribió un medicamento distinto. El segundo médico me diagnosticó migraña con la variedad de Ménière. Tomé su medicamento y su consejo con mucho gusto, pues estaba desesperada por que el cuarto dejara de dar vueltas.

Una vez que empecé a sentirme mejor, quería saber más. Al ver las dos dietas (una baja en sodio y la otra baja en tiramina), no tenía idea de que tantos alimentos pudieran provocar o contribuir a los ataques de migraña. Dado que escribo un blog sobre comida, tengo un título en educación nutricional y soy asesora de salud, explorar cómo la dieta podía ayudarme era una prioridad. Lo que consideré una tarea relativamente fácil —combinar las dos guías en una sola hoja— me llevó por un camino que en parte era una novela policiaca y en parte era educación médica.

Como cualquier investigador, empecé en internet, comprando casi todos los libros sobre migraña que estaban disponibles en versión impresa y en Kindle. Entre más ahondaba en las investigaciones sobre enfermedad de Ménière y migraña, terminé en la biblioteca médica de la universidad local. Después de leer docenas de libros y cientos de estudios médicos y artículos de investigación, desarrollé un plan de alimentación que me funcionó y pude comprender por qué me estaba ayudando. Y sí, empecé a sentirme mejor.

Estaba decidida a crear un plan para ayudar a otros. Tuve suerte de que mi cuerpo respondiera tan rápido, que mis síntomas no fueran más severos y de que tuviera al alcance recursos tan grandiosos, además de habilidades únicas que me permitían unir todas las piezas. La mayoría de la gente no tiene el tiempo ni los recursos para esto, sobre todo cuando tiene dolor. Quise compartir mis hallazgos con otras personas para que empezaran a sentirse mejor también.

Por eso escribí este libro: para que esté disponible para ti. Toda la investigación, todo el camino de prueba y error. Pasé meses creando recetas y probando este plan con otros pacientes de migraña para que no tuvieras que hacer ese trabajo. Desentrañé toda la información en pequeños bocados repartidos a lo largo de algunos meses para que puedas incorporarlos exitosamente a tu vida sin mucho esfuerzo ni estrés adicional. ¡Piensa en mí como tu asesor de bienestar personal! Camino contigo cada semana, animándote a hacer pequeños cambios gradualmente para provocar una inmensa diferencia en tu salud general.

Creo fervientemente en tomar el control de tu propia salud y en tener a médicos excelentes y otros proveedores de salud como aliados y como recursos confiables. Me esfuerzo por ver los problemas de salud a largo plazo como oportunidades para estar sanos. Este libro reúne muchas facetas de mi vida y de mi experiencia: utilizando mi labor en el campo de la salud pública y la nutrición, más de dos décadas de literatura académica, 30 años de renovación de recetas, seis años de escribir un blog sobre alimentación y mi tenacidad para desentrañar este problema de las migrañas. Espero que aquí encuentres muchas cosas que puedas poner en práctica y que hacerlo te ayude a sentirte significativamente mejor, empoderado por tomar el control de tu salud.

¿Este libro es para ti?

Las personas que no tienen migrañas o ataques de Ménière no lo comprenden. Probablemente nunca han vomitado delante de sus quiroprácticos. Probablemente nunca han regresado de una cita y vomitado en el jardín del vecino en frente de un montón de albañiles. Quizá nunca han sentido un ataque de vértigo tan fuerte que sentían que el coche estaba dando vueltas. Yo sí. Yo sé lo vergonzosos y lo frustrantes que son los ataques de migraña y cómo te hacen sentir tan fuera de control. Sé cómo se siente preocuparse antes de subir a un avión, pensando que te sentirás mal, cuándo debes tomar una pastilla y si beber mucha agua servirá de algo. Sé cómo es temer los días muy soleados y a veces vivir como un topo para intentar prevenir un ataque. Si estás enfermo y cansado de que el dolor de cabeza o el vértigo entorpezcan tu vida, este libro es para ti. Si estás cansado de pensar en ti como un “paciente” y que la migraña amenace tu vida, este libro es para ti. Si te preocupa tomar demasiados medicamentos para la migraña o si estás racionando tus medicinas a lo largo del mes, este libro puede darte el poder para bajarte de la montaña rusa del dolor sin miedo. Si tienes dolores de cabeza diarios, dolores de senos nasales, dolor de cabeza por tensión o dolor de cabeza relacionado con el clima, este libro es para ti.

Mi análisis puede incluso ayudar a quienes no tienen un diagnóstico de migraña. Los síntomas relacionados con migraña, Ménière y vértigo se sobreponen; los investigadores todavía no tienen claro si todas estas enfermedades son aisladas. Mi plan es lo suficientemente completo para cubrir todas las recomendaciones. Si tu médico ya descartó que tengas vértigo postural paroxístico benigno (VPPB) u otra enfermedad como causa de tu vértigo, es posible que mi plan te ayude.

Si alguna vez te ha dado dolor de cabeza por comer queso o comida china, o por beber alcohol o refrescos de dieta, es posible que estos alimentos contribuyan a tu migraña y tus dolores de cabeza, así que este libro es para ti. Siempre he sido sensible a la luz, el alcohol, algunos quesos, los refrescos de dieta, la cafeína y al glutamato monosódico. Antes de mi diagnóstico, nunca había hecho la conexión entre estas sensibilidades y la migraña.

Pero quizá has intentado hacer algunos cambios en tu dieta antes y crees que no funcionaron. Este libro todavía es para ti porque mi acercamiento gradual al alivio de la migraña se basa en una alimentación y un estilo de vida nutricional. Ninguna de las recetas contiene los precursores conocidos de la migraña, son completamente libres de azúcar,1 y libres de gluten. Mi plan se enfoca en alimentos naturales, sin procesar, y utiliza la información de las últimas investigaciones nutricionales para darte una dieta balanceada que debería ayudar a reducir la frecuencia y la severidad de tus ataques. Pero mi acercamiento también incluye una guía sobre digestión, sueño, hidratación, movimiento regular suave, meditación, opciones alternativas de tratamiento y factores medioambientales.

Creé este plan par

Suscríbete para continuar leyendo y recibir nuestras novedades editoriales

¡Ya estás apuntado/a! Gracias.X

Product added to wishlist