Mindfulness

Fragmento

CÓMO LEER Y USAR ESTE LIBRO

El libro que tienes entre manos, está organizado en tres partes.

En la primera, te ofrecemos información básica para entender la experiencia de ansiedad, y prácticas activas, especialmente diseñadas para que puedas empezar el camino de autorregulación con seguridad, aún si presentas niveles altos de desregulación.

En el anexo, hemos compartido muchas de esas prácticas, para que encuentres las que más se adaptan a tu persona.

Recuerda que se trata de un entrenamiento y es necesaria la repetición diaria de los ejercicios.

Te aconsejamos familiarizarte con las prácticas activas y las de autocompasión antes de empezar con las otras prácticas de Mindfulness.

En la segunda parte, encontrarás la oportunidad de profundizar en Mindfulness y Autocompasión, con prácticas formales y sugerencias para usar en el día a día. Seguimos ahondando en los componentes que intervienen en la ansiedad: creencias, necesidades, emociones y hábitos atencionales. Te ofrecemos algunas prácticas para comenzar a relacionarte de un modo diferente con los pensamientos y otras para trabajar con las emociones que suelen acompañar a la ansiedad. Dedicamos un capítulo al cultivo de los hábitos de la felicidad, verdaderos antídotos de la ansiedad.

En la tercera parte consideramos aspectos específicos:

  • La vergüenza, como un factor que tiende a perpetuar los mecanismos evitativos responsables de cronificar los trastornos de ansiedad.
  • Cómo interviene el sistema de recompensa en la experiencia de la ansiedad del siglo XXI, la influencia de la tecnología y el estilo de vida. Prácticas y sugerencias.
  • Cómo prevenir la ansiedad en los niños. Prácticas y sugerencias.
  • El papel de la agresividad natural y la ansiedad adaptativas.

Ten en cuenta que puede ser necesario realizar las prácticas con el seguimiento de un terapeuta experto en Mindfulness y Compasión, o facilitador del MMA (Programa para el manejo de la ansiedad basado en Mindfulness), si presentas un trastorno de ansiedad que ya te han diagnosticado.

Si eres profesional de la salud, puede interesarte conocer este abordaje como una intervención complementaria a un abordaje farmacológico o psicoterapéutico.

Hemos integrado herramientas empíricamente comprobadas para:

  • que las personas aprendan estrategias de regulación fisiológica, en especial la activación simpática del sistema nervioso autónomo;
  • el entrenamiento en habilidades amigables y efectivas para suspender la anticipación y rumiación propias del pensamiento ansioso;
  • reconocer las conductas evitativas y aprender a sostener el malestar sin recurrir a ellas como una estrategia para intentar regularse;
  • modulación emocional basada en Mindfulness y autocompasión.

Recuerda que la práctica personal de los recursos aquí presentados es condición imprescindible para comenzar a emplearlos con pacientes.

Hay diferentes posibilidades para que puedas acompañar la lectura del libro con profesionales que te guíen en la incorporación de las habilidades necesarias.

Nuestro camino se fue construyendo durante varios años, a través de la formación profesional en los programas MBSR (Programa de reducción del estrés basado en Mindfulness por sus siglas en inglés), MSC (Mindfulness y autocompasión por sus siglas en inglés) y Experiencia Somática.

Podrías también hacer un MMA para empaparte de modo experiencial en las técnicas que aquí se enseñan.

Aún no tenemos una enseñanza sistemática para ser profesor del MMA, pero puede interesarte nuestro curso anual de Mindfulness y compasión en la práctica clínica, que recoge la mayoría de las estrategias presentadas en el libro.

En las prácticas o ejercicios que encuentres este ícono icono audio podrás dirigirte al canal de YouTube del libro donde encontrarás el audio de las prácticas. Aquí te dejamos el código QR.


PRIMERA PARTE:
RELACIONÁNDONOS CON LA ANSIEDAD DE UN MODO SEGURO

INTRODUCCIÓN

«MISS MARY, ¿POR QUÉ LA GENTE TIENE QUE SUFRIR?»

Eran las vacaciones de verano, con mi familia y varias de mis tías estábamos reunidos en la casa de la playa.

Yo tenía unos nueve años, y lo que voy a contarles es una remembranza que me ha acompañado toda la vida; como un objeto que uno guarda en la cajita de los recuerdos y va desvelando sus secretos poco a poco.

Ese día, a la hora de la siesta, estaban mis tías y mi madre sentadas bajo el amplio y sombreado porche de la casa, conversando.

Yo estaba cerca, jugando, como suelen hacer los niños, con la oreja semiatenta a la conversación, por si acaso aparecía algún misterio del mundo adulto que me interesara curiosear. Lo suficientemente lejos para disfrutar de un espacio de libertad en el juego, lo suficientemente cerca como para sentirme acompañada y sostenida por la presencia de mi familia.

El tono íntimo que iba adquiriendo la conversación, iba de a poco atrayendo mi atención. Me gustaba sentirme parte de ese clima que emerge del ir y venir de las palabras dichas desde el corazón. Como un regazo materno extendido, desde el que podemos acercarnos a lo que nos atemoriza y nos duele, con seguridad.

Aquella historia capturó completa

Suscríbete para continuar leyendo y recibir nuestras novedades editoriales

¡Ya estás apuntado/a! Gracias.X

Product added to wishlist